duques-cambridge

Los Duques de Cambridge planean una gran ampliación del Palacio de Kensington

Los Duques de Cambridge planean importantes reformas en el palacio de Kensington, pero sin que apenas se noten. Una práctica habitual en la ciudad de Londres que crece mucho, pero cambia poco. Conserva el estilo arquitectónico de sus casas unifamiliares y sus edificios más emblemáticos, tanto de las fachadas como de elementos del interior (escalinatas, tarimas, molduras, puertas…), y permanece prácticamente invariable desde el siglo XVIII. Los interesados en ampliar su residencia solo pueden hacerlo de una forma para no distorsionar el entorno: hacia abajo. Son lo que se conocen como casas Iceberg, porque a veces sus sótanos tienen mayor superficie que la propia vivienda.

VER GALERÍA

Harry de Inglaterra vuelve con los Duques de Cambridge

El uniforme escolar de 1.000 euros del príncipe George

El príncipe Harry presenta a su novia a la Duquesa de Cambridge

Esa es la ídea que tienen los Duques de Cambridge antes de concluir su mudanza en unos meses. Funcionarios de Palacios Reales Históricos han solicitado construir un sótano de dos plantas bajo el invernadero para hacer sitio al príncipe Guillermo, la duquesa Catherine, sus niños, los príncipes George y Charlotte, y el personal. El desarrollo proporcionaría a los Cambridge más de 1.500 metros cuadrados distribuidos en tres plantas, dos bajo suelo y una a nivel de calle.

El sótano de 50 metros de largo se utiliza para liberar las suites del palacio que se utilizan actualmente para alojar a los miembros del propio personal de los Duques de Cambridge. La pareja se trasladará de nuevo a Kensington en otoño y su equipo dispondrá de mayor espacio para trabajar, dado que también las obligaciones oficiales de los Duques y del príncipe Harry también han aumentado. La solicitud de los planes de ampliación recoge: “Se necesita añadir una planta de sótano para permitir el alojamiento de la administración que necesariamente debe abandonar las habitaciones alquiladas a la Casa Real en el palacio de Kensington”.

VER GALERÍA

El nuevo sótano albergará también vestidos ceremoniales de la colección real, según informa el periódico The Telegraph. El invernadero fue construido en 1704 por orden de la reina Ana, que quería proteger sus árboles cítricos en el invierno, y actualmente se utiliza como un restaurante para los visitantes de palacio. La ampliación de dos plantas viola por lo general la política vigente de sótanos introducida por Kensington y el consejo de Chelsea con el objetivo de combatir la proliferación de desarrollos iceberg en la ciudad. Pero se cree que en el caso de los Cambridge podría hacerse una excepción a la regla, ya que Palacios Reales Históricos comenta que el sótano propuesto ocuparía menos de la mitad de la “zona más amplia del jardín del sitio”. Se espera una decisión el mes próximo.

El reformado apartamento 1A del palacio de Kensington donde residirán los Duques tendrá 22 habitaciones y dos cocinas. El príncipe Harry vive en las cercanías de Nottingham Cottage, donde ha sido visitado por su novia, Meghan Markle y la princesa Eugenia y su novio, Jack Brooksbank, se se establecerán a finales de año en otra casa en los jardines del palacio.

Más sobre: