mc-junior

El segundo episodio de 'MasterChef Junior 6' llena de polémica las redes sociales

La expulsión de la favorita, la música de fondo y, de nuevo, la anécdota del aliño con detergente marcan el episodio navideño del programa de cocina

by Gtresonline

La magia de la Navidad invadió anoche las cocinas de MasterChef Junior 6. El segundo episodio del 'talent' de cocina infantil de la cadena pública empezó con Eva González convertida en la princesa Elsa, de la película Frozen. La presentadora sorprendía a los aspirantes disfrazada de este conocido personaje de la factoría Disney, pero los jueces también tenían algo preparado para ellos: Pepe Rodríguez convertido en Santa Claus, Samantha Vallejo-Nágera en el hada de los dientes y Jordi Cruz como Jack Escarcha pusieron el broche de oro a una de las noches más especiales del año. Pero el programa debía continuar y los pequeños tuvieron que ponerse los delantales para empezar a trabajar.

VER GALERÍA

La primera de las tres pruebas consistió en cocinar, por parejas, un brazo de gitano con crema de cacao y avellanas, nata y frambuesa. Un postre que los niños prepararon emocionados, aunque los nervios terminaron jugándoles malas pasadas y algunos recibieron una pequeña regañina por parte de los chefs. "Lo más importante es trabajar compenetrados, cuando no trabajas de forma organizada las cosas no salen", decía Samantha a Noa y Dani ante el desnivel de trabajo de la pareja. "Tomároslo en serio porque os ha costado mucho llegar hasta aquí. Venís a pasároslo bien, pero también a currároslo. Si no se acabará esto muy pronto y no os va a gustar. No os lo habéis tomado en serio y el resultado final no está a la altura", decía Jordi mientras reprendía el trabajo de Paula y Josetxu.

VER GALERÍA

Tras este difícil examen, los niños se desplazaron a las cocinas del Hotel The Westin Palace, donde tuvieron que atender las llamadas y deseos de los huéspedes, en menos de 20 minutos, a través del servicio de habitaciones. Con los equipos capitaneados por Pachu e Izan, los que mejor cocinaron en la prueba anterior, el cocinado empezaba, nuevamente, con el caos como protagonista. "Habéis atendido al teléfono regular, pero con las comandas tampoco habéis estado muy finos. Algunos pedidos han salido reguleros y tarde. Hay que trabajar de manera ordenada y respetar al líder para superar las pruebas", espetaba Jordi a los concursantes del equipo azul. "Habéis sacado adelante lo más complicado, fallando en lo más sencillo. No habéis escuchado al capitán, pero sí entre vosotros. Estoy contento, vuestro servicio ha salido muy bien", decía Pepe al equipo rojo que, además de anotar 6 puntos para la ronda de eliminación, ganó entradas para disfrutar de una tarde en el túnel de viento de Madrid.

VER GALERÍA

Después del recuento de marcadores Izan y Candela, con 12 y 10 puntos respectivamente, consiguieron librarse de la prueba de eliminación. Ferrán y Carlota (5 puntos), Dani (6 puntos), Unai, Josetxo, Jaime, Paula (7 puntos), Evelyn, Marina (8 puntos), Noa y Pachu (9 puntos) cocinaron de forma individual algunos postres elaborados por Marta, la última ganadora de la edición de anónimos de MasterChef.

VER GALERÍA

Carlota, Unai y Ferrán tuvieron que colgar los delantales tras finalizar la prueba. Una expulsión que se vivió de forma intensa en las Redes, pues la gracia y simpatía de Carlota había conseguido conquistar a los seguidores del programa. La triple eliminación volvió a poner sobre la mesa el despiste que Noa tuvo durante una de las pruebas del domingo, en la que confundió un bote de detergente con salsa de pimientos. Una anécdota que hasta la cuenta oficial de MasterChef recuerda a modo de meme en Twitter. Además, el programa recibió múltiples críticas en varios hilos, pues la cabecera del programa comenzó con la canción Pumped up Kicks, de Foster The People; un tema que ha sido muy cuestionado por el contenido de su letra.

Más sobre: