Mary de Dinamarca

La princesa Mary enamora a los daneses al incluir la bandera del país en su último look

La esposa de Federico de Dinamarca apuesta por un original y patriótico detalle en su estilismo

by si Hola.com

Es una de las royals más elegantes y femeninas de Europa; un título que Mary de Dinamarca ha conseguido a través de sencillas propuestas en las que destacan elegantes vestidos, conjuntos de dos piezas o complementos clásicos que le permiten coronar grandes looks. Sin embargo, pese a la habitual línea minimalista de sus propuestas, la esposa del príncipe Federico no renuncia a incluir en sus estilismos guiños tendencia con los que demuestra sus conocimientos en materia de moda. Un hecho que esta semana le ha permitido meterse en el bolsillo a todo el país nórdico gracias a unos divertidos y geniales zapatos rojos en los que se escondía un detalle de lo más especial.

VER GALERÍA

Todos los 15 de junio, el pueblo danés celebra el Día de la bandera nacional; una fecha en la que conmemora la caída desde el cielo de la bandera danesa en plena batalla de Lyndanisse (1219), cerca de Lindanise (Tallin). Una importante fecha que este año conmemora su 800 aniversario y que ha contado con dos invitados de excepción para sus festejos: Mary y Federico de Dianmarca. La pareja ha viajado hasta Vordingborg, ciudad costera donde se encuentra el castillo del rey Valdemar I, para recordar los hechos acontecidos hace ocho siglos y celebrar la victoria de su ejercito sobre los estonios. Para su visita, Mary de Dinamarca ha recuperado un vestido rojo de la firma italiana Raquel Diniz; el mismo que llevó durante la visita oficial de Emmanuel y Brigitte Macron el verano pasado a Copenhague, un diseño fluido midi, con cuello perkins con botónabertura en el pecho, manga francesa ligeramente abombada y cinturón.

VER GALERÍA

Una propuesta que ha marcado la elección de sus complementos: un tocado beige con una llamativa flor (la propuesta que llevó durante la boda de Alberto y Charlene de Mónaco) y unos zapatos con los que no ha dejado indiferente a nadie. Al tratarse de un acto en memoria de la bandera danesa, la princesa Mary ha querido recuperar este diseño en su calzado. ¿Cómo? Pintando unas rayas blancas, a modo de cruz, en unos stilettos rojos. Un genial detalle que no han tardado en aplaudir los daneses, felicitándola por ese bonito gesto estilístico.