Vestido-blazer

Tres formas de entender el 'vestido-blazer' para novias

La tendencia que ha reinado la última temporada entre las 'influencers' se reinterpreta ahora en el terreno nupcial

by María Calvo

El mundo nupcial ha marcado un hito de estilo porque ha reescrito una de las tendencias más recurrentes de las pasarelas en las últimas temporadas. La misma que puso de acuerdo a Marta Ortega y a las influyentes de Instagram. El vestido-blazer abandona el color negro y los estampados de cuadros para teñirse de blanco nupcial y adaptarse a las novias minimalistas del 2019 que quieren seguir las directrices de la moda en el día de su boda. Las firmas bridal se han lanzado a hacer sus propias versiones, dando lugar a piezas versátiles y tan interesantes como las que te mostramos a contiuación.

VER GALERÍA

Corto y con volantes para bodas civiles
La firma Apparentia, todo un referente en looks de invitada, ha lanzado esta temporada su primera colección para novias bajo el nombre Les temps de l`amour. Sus propuestas son creativas, modernas y con altas dosis de personalidad, entre las que destaca un diseño corto, el único de la colección, que lleva al terreno bridal su propia interpretación de la sastrería más clásica. Se trata de un diseño cruzado con doble botonadura dorada que sigue los cánones del blazer masculino más tradicional y elegante. Sin embargo, se lleva al terreno femenino gracias a un remate de volantes en el bajo y a una línea mini que lo hace ideal para una boda civil o de carácter desenfadado.

VER GALERÍA

Tipo esmoquin y de corte wrap
Sara Lage ha presentado su nueva colección para las novias de 2019. Se trata de una cuidada selección de siete vestidos, todos ellos realizados con mimo en su taller. La experimentación y la mezcla de texturas, claro sello de identidad de la modista, son las características principales sus propuestas. Su debilidad se encuentra en un diseño de líneas puras, de largo midi en otomán y con bolsillos. Debido a estética minimal, la propia diseñadora gallega ha reconocido a través de sus redes sociales que ella misma se casaría así, 'de los pies a la cabeza'. El detalle de las solapas esmoquin, las mangas globo y su asimetría promete convertirse en uno de los grandes objetos de deseo del año que viene.

VER GALERÍA

De estilo batín y con textura de seda
Otra propuesta que puede funcionar en cualquier tipo de boda es la que está a medio camino entre los patrones de un blazer y la estética 'pijamera', tan en voga hace algunas temporadas. Al igual que en el caso anterior, su escote cruzado es sinónimo de elegancia y siguen la tendencia wrap que ideó Diane Von Furstenberg, con la que se consagró como una de las diseñadoras más respetadas de la industria. Sin embargo, se reinterpreta de una forma mucho más holgada que el clásico vestido envolvente y, como en el caso anterior, se remata con botones forrados en vez de una lazada a la cintura. Por otro lado, su textura de satén estampada consigue hacer el resto. Este tipo de diseños son ideales para combinar con velos cortos de encaje y se puede contrarrestar su sencillez con accesorios potentes: poniéndo énfasis en el calzado, en un ramo diferente o en unos buenos pendientes XL.