meghan-web

Se lanza una web falsa en la que se presenta como candidata

¿'Meghan for President'? A alguien en el Palacio de Buckingham (casi) le tiemblan las piernas

La duquesa de Sussex ha estado mandando constantes mensajes en relación a las próximas elecciones presidenciales y, aunque no se ha postulado oficialmente, se ha fantaseado con esta posibilidad

by S. Acosta

Hay voces en todas las direcciones. Desde los que apuntan a que los duques de Sussex van a ir perdiendo progresivamente toda la notoriedad tras su salida de la Casa Real británica, hasta los que apuntan a que si juegan bien sus cartas pueden levantar un imperio (no solo en términos económicos) cimentado en las causas que le importan y con la discreción familiar soñada. Sea como fuere, solo el tiempo lo dirá, lo cierto es que han hecho una enorme transformación y sus pasos públicos y privados suscitan un gran interés, incluso los que son falsos. Así lo demuestra el lanzamiento de una página web que propone a “Meghan Markle for President”. Esto causaría un terremoto en el Palacio de Buckingham, acostumbrado a permanecer al margen de cuestiones políticas, pero que a nadie le tiemblen las piernas: la web que presenta a Meghan como candidata presidencial es falsa.

Las intervenciones de la duquesa de Sussex en la política estadounidense han provocado (además de un escándalo en el Reino Unido por la obligada neutralidad de los miembros de la realeza) que comenzara a rumorearse sobre sus intenciones de forjarse una carrera en el mundo de la política. Una mujer biracial, con un pasado de actriz y activista, excelentes relaciones con personalidades muy influyentes y que ha dado un portazo a la familia Windsor para emprender un camino tan propio como incierto... Desde luego, los ingredientes podrían resultar interesantes. Sin embargo, por el momento solo ha sido un rumor, lo que no ha impedido que la página web que fantasea con ver a la mujer de Harry como la primera presidenta de los Estados Unidos de América corra como la pólvora.

La duquesa de Sussex rompe el eterno tabú de la realeza: 'Hola, soy Meg, ¿vas a votar?'

En la web se puede ver a Meghan en imágenes tomadas durante su periodo en activo en la Familia Real, con los colores de la bandera estadounidense de fondo y un montaje con columnas que recuerdan a la Casa Blanca. Desde allí se lanzan dos lemas claros inspirados en la oratoria política: “Juntos, lideraremos” y “Un mañana más brillante comienza hoy”. Si se navega por la página -cuya URL es clara: meghanforpresident.com- se puede ver cómo se han tomado frases de discursos e intervenciones de la Duquesa para construir un programa que se anuncia basado en tres pilares: la igualdad, el empoderamiento y la amabilidad.

VER GALERÍA

La página (falsa como hemos comentado) te redirige a redes sociales sin actividad y a ninguna parte cuando quieras acceder a la forma de votar al candidato, además en ella se incluye el hashtag #beliveenmeghan (creemos en Meghan) y frases de apoyo que se achacan a personajes desconocidos o conocidos, entre ellos la cantanteTaylor Swift. El mensaje final, con un logo plagado de estrellas, arenga a las masas: “Juntos, lideraremos. Vote a Meghan Markle como presidenta”. Tampoco falta en la web un llamativo botón destinado a realizar una contribución a su campaña, algo que no se puede materializar puesto que dicha no existe. 

¿Podría Meghan presentarse a candidata a la presidencia de los Estados Unidos?

Dejando al margen esta creación ficticia, que algunos achacan a la admiración de fans mientras otros califican de parodia con tintes irónicos, lo cierto es que con la ley en la mano Meghan sí podría presentarse. Para ser candidato a la presidencia se exige ser un ciudadano nacido en Estados Unidos (Meghan nació en California), tener por lo menos 35 años (ella cumplió 39 en agosto) y haber residido al menos 14 años en el país (quitando el breve periodo en el que vivió en el Reino Unido y los años de trabajo en la serie Suits para lo que se instaló en Canadá, este requisito también lo cumple holgadamente). Con estas tres premisas cualquier persona puede declarar su candidatura a la presidencia en cualquier momento, solo debe registrarse en la Comisión de Elecciones Federales (FEC en inglés) una vez que hayan recibido contribuciones o expedido gastos de hasta cinco mil dólares. En este sentido, cabe señalar (por si quedara alguna duda) que Meghan Markle no figura a día de hoy en el registro de la FEC como candidata.

VER GALERÍA

Con este trámite concluido se iniciaría una carrera que comienza con unas elecciones primarias y asambleas de partidos (conocidos como caucus) en el que se agrupan las personas con ideas similares y compiten por tener el apoyo de sus miembros; después se pasaría a las convenciones nacionales, en las que se elige al candidato presidencial que a su vez apuesta por alguien para la vicepresidencia; después llegan las elecciones generales, en la que los ciudadanos seleccionan a los miembros de un colegio electoral; el paso final es que cada estado obtiene una cantidad de miembros proporcional a la representación que tiene en el Congreso, tras esto, cada miembro del Colegio Electoral vota y así se obtiene la presidencia para un mandato de cuatro años que se inaugura en el mes de enero.

Todos los asaltos entre Trump y Meghan en un combate que ya es algo personal

Desde que la duquesa de Sussex puso un pie en los Estados Unidos comenzó a involucrarse en la política del país, cierto que lo fue haciendo de forma progresiva y sutil, es decir, fomentando el voto entre la juventud y sin posicionarse con un candidato en concreto. Sin embargo, con sus antecedentes esto no hizo falta: Meghan había apoyado a Hillary Clinton en el pasado, Kamala Harris (candidata a la vicepresidencia por el partido demócrata) mostró empatía con ella y el propio Donald Trump descifró su mensaje. Es más, lanzó en plena rueda de prensa desde la Casa Blanca un dardo directo a la que hasta hace unos meses era Alteza Real de la monarquía británica. “Yo no soy fan de ella, como ella ya probablemente sepa, solo diré que le deseo suerte a Harry. La va a necesitar”, afirmó el Presidente después de que los Sussex aparecieran en televisión en horario de máxima audiencia con una intervención que para algunos desprendía cierto aroma pro-Joe Biden, su rival político. Lo dicho, que a nadie le tiemblen las piernas en la Casa Real británica porque (de momento) Meghan no ha dado este paso. Aunque, puestos a fantasear, ¿se imaginan una cena de Estado en la que Isabel II reciba con los máximos honores a una Meghan Markle que regresa a palacio convertida en jefa de Estado? Con eso sí que se haría un buen final para la serie The Crown. 

Haz click para ver el documental de Harry de Inglaterra, Meghan Markle y su hijo Archie, un episodio especial de la serie Royals. Puedes ver más en la nueva plataforma de vídeo ¡HOLA! PLAY, donde encontrarás programas de cocina, moda, decoración y documentales biográficos de ‘royals’ y ‘celebrities’. ¡No te lo pierdas!

Loading the player...

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie